Me siguen

sábado, 20 de julio de 2013

No te voy a ver aunque te sueñe.

No tienes rostro y no tendrás voz.

Por eso brota de mí una fiera

a la que ni la lira de Orfeo podría calmar.

Es inútil querer desahogarse de algo

cuando se tiene miedo a hablar.

6 comentarios:

  1. Siempre es inútil querer desahogarse. Mejor ahoguémonos, sin miedo.
    Salud-os

    ResponderEliminar
  2. Airama..( he descubierto que tu nombre es María a la inversa, queda bonito )
    Bonitas letras y no es inútil desahogarse
    cuando se tiene la verdad.

    un beso desde Argentina

    ResponderEliminar
  3. Amando,
    Es cierto, el miedo nos quita libertad, sea para lo que sea.
    Abrazo!

    ResponderEliminar
  4. Doris,
    Sí, soy María, María José!
    La verdad, la única verdad.
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Cosas de internet que acabo de llegar y por aquí me quedo. Me gusta lo que leo.

    Si te pica la curiosidad invitada quedas al mío.
    http://montesinadas.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  6. Montesinadas,
    Bienvenido!
    Gracias por la invitación, pasaré por tu blog.
    un abrazo

    ResponderEliminar