Me siguen

sábado, 19 de febrero de 2011

INFIDELIDADES

Durante todo ese tiempo que utilizamos para desayunar nos sentamos el uno frente al otro. Yo sonreía encantada, él me miraba fijamente, sin hablar. Sus ojos parecían decir algo, pero de momento no podía entenderlos. Al cabo de poco rato me disponía a fregar los platos. De repente se situó detrás de mí y dijo:
-Queda poco tiempo.
-¿Poco tiempo para qué?- pregunté.
-Cariño, te voy a matar.
Inmediatamente después salió de la cocina y escuché como salía de casa. No podía moverme, el miedo paralizaba mis piernas. En mi cabeza una única pregunta:
-¿Cómo lo habría sabido?
Varios días antes había vuelto a casa más tarde de lo acostumbrado. Había pensado mil excusas que poner antes de contar la verdad, nunca le contaría la verdad. Sin embargo, la sorpresa fue mía. Él no estaba en casa. Me puse nerviosa tratando de imaginar dónde y con quién podría estar. Al cabo de poco rato llegó y me dio una excusa idéntica a una de las que yo había imaginado.
-Lo siento, el jefe no me ha dejado salir antes. Recuérdame que nunca sea jefe. Así nadie me odiará.
-Mentiroso- pensé. Yo sabía muy bien que había hecho su jefe aquella tarde, pero no le dije nada, preferí no discutir. Al fin y al cabo ya no éramos el uno del otro, todo estaba perdido.
Fueron pasando los días y al cabo de cierto tiempo me sorprendió con un rico desayuno y una propuesta que me habría asustado más si aquella mañana yo no hubiera manipulado los frenos de su coche.

14 comentarios:

  1. Quedé pensando.
    abrazos buen finde.

    ResponderEliminar
  2. Fiaris,
    Ya me contarás...!!!
    Buen fin de semana!

    ResponderEliminar
  3. Tal para cual, sin duda... Muy bien tramada la historia, me ha gustado como has condensado con brevedad una acción intensa, bien empezada y rematada.
    Buen fin de semana, MªJosé.

    ResponderEliminar
  4. Marisa,
    Esta historia la escribí en un taller de mujeres. Allí escribíamos y hablábamos de literatura. Lo organizó el ayuntamiento de Castelldefels el pasado curso.
    Me alegra que te haya gustado.
    Buen fin de semana!
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Hola Carlos Alberto,
    Muchas gracias y bienvenido.
    Saludos

    ResponderEliminar
  6. Este relato me ha enganchado de principio a fin.

    Un beso!

    ResponderEliminar
  7. Isamonalisa,
    Me alegra saberlo, amiga.
    Gracias,
    Buena semana!

    ResponderEliminar
  8. IMPRESIONANTE, ESO ES LLEVAR AL LIMITE LAS COSAS GUAU, IMPACTANTE.
    ME GUSTO LA MANERA EN QUE HICISTE QUE ME METIERA EN EL TEXTO, BESITOS

    ResponderEliminar
  9. Es increíble cómo en treinta líneas has desarrollado tal acción narrativa. Felicidades.

    ResponderEliminar
  10. Ariadna,
    Muy amable comentario. Es lo que pretendía, hacer un final inesperado. Qué bien que haya funcionado.
    Gracias, amiga.
    Besotes

    ResponderEliminar
  11. Sencillo y corto pero profundamente sobrecogedor. Me dejo impactado. Un sitio delicioso por cierto, da gusto navegar cuando se llega a buen puerto, aunque sea tormentoso. Un saludo

    ResponderEliminar
  12. Hola Sostrato,
    Mil gracias y bienvenido.
    Saludos

    ResponderEliminar